Liposomas como nano transportadores de antioxidantes y estudio de tasa de liberación

Matilde Villa García, Eduardo San Martin Martinez, Ruth Pedroza Islas

Resumen


Actualmente, se ha visualizado que los complementos alimenticios del futuro seguirán la tendencia de la nanoencapsulación aplicada, generándose productos nuevos, con características determinadas como por ejemplo, erradicación de incompatibilidades, solubilización o enmascaramiento de sabores u olores desagradables y protección de compuestos activos sensibles a condiciones físicas y químicas adversas. Con respecto a los compuestos activos aplicables en alimentos, los retos a enfrentar son la inclusión, osmolaridad, biodisponibilidad, estrés térmico y oxidativo durante el procesamiento y almacenamiento, insolubilidad de compuestos liposolubles, degradación enzimática y condiciones de acidez durante el tracto gastrointestinal.

Los alimentos funcionales donde se incorporan los nanoencapsulados pueden proporcionar un efecto benéfico para la salud además de contribuir a la nutrición, ejemplo de ellos son aquellos que contienen de manera natural o a los que se les ha adicionado un ingrediente funcional nanoencapsulado como los ácidos grasos, carotenoides, flavonoides, isotiacianatos, fenoles, polioles, fitoestrógenos, minerales, vitaminas, sustancias biológicamente activas como probióticos, fitoquímicos y antioxidantes.

Los antioxidantes al ser sustancias capaces de neutralizar a los radicales libres causantes de los procesos de envejecimiento y de algunas otras enfermedades, que por la incapacidad del cuerpo de neutralizarlos obliga a recurrir a alimentos que los contengan para tratar de contrarrestar sus efectos negativos.

Podemos encontrar antioxidantes y disponer de ellos en frutas, verduras u hortalizas las cuales son ricas en betacarotenos, vitamina C, licopeno, glutatión, clorofila, vitamina E, ácido linolénico (ω-3) y flavonoides. Sin embargo estos compuestos son sensibles a factores físicos, químicos y/o enzimáticos por lo cual sus propiedades pueden minimizarse e incluso anularse.

Ante ello se han desarrollado y usado nuevos sistemas de estabilización que permiten proteger y prolongar el tiempo de vida de una sustancia con el objetivo de mejorar su eficacia, los sistemas más utilizados para proteger y controlar la liberación de compuestos activos son los sistemas de secuestro matricial y sistemas de encapsulación.

Los liposomas pertenecen al sistema de encapsulación y han demostrado ser eficientes en la captación, protección y biodisponibilidad de una gran variedad de sustancias activas hidrosolubles, liposolubles o anfifílicas. Estos sistemas pueden desarrollarse dependiendo de la naturaleza y uso del compuesto activo a través de diversos métodos, entre los más comunes se encuentran: evaporación en fase reversa (REVs) e hidratación de película – Bangham, los cuales generan liposomas unilamelares o plurilamelares respectivamente a escala micro o nanométrica.

Así, las investigaciones sobre encapsulación a escala micro y nano están desarrollando estudios de compatibilidad con los nutrientes a encapsular, pruebas de estabilidad y capacidad de atrapamiento así como su vectorización dentro de nuestro organismo. Estas investigaciones se han incrementado en los últimos años generándose oportunidades de innovación en el área de alimentos.

En este capítulo se describirán las características, eficiencia de atrapamiento, estabilidad y liberación de compuestos activos, antioxidantes oleosos (β-caroteno) y acuosos (antocianinas de zarzamora), en liposomas elaborados por REVs en comparación con los obtenidos por el método de Bangham.


Palabras clave


Nanoencapsulación, Liposomas, antioxidantes, β-caroteno y antocianinas

Texto completo: PDF

Refbacks

  • No hay Refbacks actualmente.



OmniaScience, 2011-2017 - www.omniascience.com